Tres unidades curriculares comenzaron a recibir estudiantes con los protocolos correspondientes.

¡Se volvió! Con los protocolos correspondientes y con los cuidados que conlleva esta pandemia, se concretó desde esta semana la vuelta a las clases presenciales, en principio en las unidades curriculares que son eminentemente prácticas como vóley, natación y atletismo.

 

 

 

Todo bajo las pautas que dicta la resolución 2777-2020 de la Dirección General de Escuelas.

Este es un primer paso para la vuelta escalonada a la normalidad del dictado de clases. Hay que tener en cuenta que la actividad no es obligatoria en esta instancia y que quienes no participen lo realizarán en la próxima fecha propuesta para el año próximo (según situación sanitaria).

Gustavo Manzano, vicerrector estudiantil, contó que “estamos organizando todo. Hemos creado un sistema digital para que los alumnos puedan sacar su turno, similar a los de los bancos. Esto es porque tenemos restricciones en cuanto a cantidad de asistentes, como así también para utilizar las instalaciones de la entidad por lo cual estamos trabajando en el predio del club Petroleros”.
Los estudiantes deberán asistir con la declaración jurada, consentimiento informado, bolsa de consorcio (para guardar mochilas).
Los turnos serán de 15 estudiantes.

Los turnos de la mañana serán, en todos los casos de 50 minutos, mientras los de viernes por la tarde y sábado serán de una hora.
Los interesados en comenzar la actividad podrán inscribirse en cualquier turno 1 vez por semana de acuerdo a la disponibilidad, sin tener en cuenta el profesor a cargo del turno, ya que los contenidos están acordados entre todos los profesores.
Se seguirán todas las disposiciones, generales vigentes dispuestas y actualizadas a la fecha, sean de carácter municipales, provinciales o nacionales.

-Cada uno vendrá desde sus casas provistas de todos los elementos personales.
Directamente orientados a la actividad: Malla, antiparras, gorro, ojotas, toallón o bata.
-Los abrigos y pertenencias deben ser guardados en una bolsa que deberá traer cada persona o en lockers que disponga cada institución.
-La institución deberá proveer alcohol y jabón para la correcta higienización de manos al entrar y al salir.
-Los estudiantes deberán dejar los elementos personales en un canasto o percheros asignados a cada persona, ubicados en las cabeceras y laterales de la piscina o en el sector delimitado a tal fin, o en tribunas.
-Los usuarios ingresarán a la pileta y se dirigirán a directamente a su lugar asignado.
-Cada persona ingresará al agua por el lugar asignado y comenzará inmediatamente realizar su actividad cuidando especialmente el distanciamiento sin interactuar con otros usuarios. Sólo podrá hacerlo con sus profesores..
-Cada institución distribuirá con no más de 3 persona por andarivel en piletas de 25 metros.
Es importante recordar que no está autorizado el uso de las duchas.

Y no hay que olvidar que cada uno de los asistentes deberán presentar el consentimiento informado, sin el cual no podrá realizar ninguna de las actividades.

Con el cuidado de todos y cada uno, las actividades vuelven a la normalidad y eso nos pone muy contentos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *